Estreno en España: 16 Enero 2009

Lanzamiento en DVD: 18 Junio 2009

Puntuación: 4.jpg

the-unborn-poster.jpg

Sinopsis

Casey Beldon (Odette Yustman) odia a su madre por haberla abandonado de niña. Pero de una serie de acontecimientos inexplicables, Casey empieza a vislumbrar por qué se fue. Perseguida de noche por sueños horribles, y de día por fantasmas torturados, no le queda más remedio que recurrir al rabino Sendak (Gary Oldman) para encontrar una solución. Con la ayuda de Sendak, su mejor amiga Romy (Meagan Good) y su novio Mark (Cam Gigandet), Casey consigue descubrir que la maldición familiar remonta a la Alemania nazi: se trata de una criatura capaz de introducirse en cualquier ser, y que se hace más fuerte con cada posesión. La maldición sigue su curso. Si Casey quiere sobrevivir, deberá cerrar una puerta abierta por un nonato más allá de nuestro mundo.

the-unborn-1.jpg

Crítica de Cine.com por Leo Aquiba Senderovsky

Tranquilamente podíamos esperar algo más del guionista de los dos últimos films de Batman. No es fácil, el autor de esos guiones y de varias de las últimas adaptaciones de comics, ya nos había decepcionado una vez. Lo había hecho con The invisible, una idiota película de terror, que barre con cualquier verosímil, y peca de un absurdo molesto e irritante, que oscurece una historia ya de por sí bastante oscura y tétrica. Tampoco es fácil luego de ver su afiche más difundido. El “manual para entender una película de terror” (ese manual que no hace falta que se escriba, ya que todos lo entendemos con solo asistir a algunos cuantos pobrísimos exponentes del género) nos dice que si un afiche muestra signos de erotismo, no esperemos esos mismos signos en la película. Es el mismo efecto tramposo de aquellas películas clase b que dibujaban grandes monstruos en sus afiches y luego, en la cinta, de aquello no quedaba nada. Peor aún, si una película debe apelar a poner un sugerente trasero en el afiche, es que no tiene nada valioso para mostrar, solo un trasero como mero recurso “atrapa-espectadores”. Y si, la misma imagen aparece en la película, y no solo es lo único medianamente erótico en la película (ah, y una escena de sexo absolutamente olvidable y descafeinada), sino que en el afiche se ve mejor. El resto, absoluta pobreza argumental y mediocridad fílmica, que avanza a puro efectismo y sin un mínimo de cerebro, con una historia de terror que mezcla elementos fantasmagóricos con conceptos cabalistas y referencias al nazismo, todo integrado de manera absolutamente forzosa, jóvenes algo idiotas en peligro permanente, la morena Meagan Good un tanto desaprovechada como la amiga supersticiosa de la protagonista, una correcta Odette Yustman, sin duda la revelación de la película, y la presencia de Gary Oldman, que dispara una pregunta necesaria: “¿Por qué eligió estar en esta película?”. Y la conclusión obvia: Goyer, tu lugar es el cómic, no dudes en volver, deja de pecar con tu mediocre visión del cine de terror, definitivamente este género no es lo tuyo.

 

Lo mejor de la película: Odette Yustman, Meagan Good, y Gary Oldman, aunque merecía estar en una buena película.

Lo peor de la película: Mediocridad total.

the-unborn-2.jpg

Dirección y guión: David S. Goyer.
País:
 USA.
Año: 2008.
Duración: 87 min.
Género: Terror, thriller sobrenatural.
Elenco: Odette Yustman (Casey Beldon), Gary Oldman (rabino Sendak), Meagan Good (Romy Marshall), Idris Elba (Arthur Wyndham), Cam Gigandet (Mark Hardigan), Jane Alexander (Sofi Kozma), James Remar (Gordon Beldon), Carla Gugino (Janet Beldon).
Producción: Michael Bay, Andrew Form y Brad Fuller.
Música: Ramin Djawadi.
Fotografía:
 James Hawkinson.
Montaje: Jeff Betancourt.
Diseño de producción: Craig Jackson.
Vestuario: Christine Wada.
Estreno en USA: 9 Enero 2009.

david-s-goyer.jpg

Biofilmografía de David S. Goyer

David Samuel Goyer (22 de diciembre de 1965) es un guionista de nacionalidad estadounidense quien ha escrito guiones de cómics como la JSA así como ha participado como director y guionista en películas.

Es conocido por guionizar las películas de la trilogía Blade (de hecho él dirigió la última versión de las tres celuloides). Junto con Christopher Nolan guionizó las últimas versiones cinematográficas del personaje de ficción Batman: Batman Begins (2005) y The Dark Knight (2008). También escribió y dirigió en 2009 la cinta The Unborn.

 

Filmografía

The Unborn (2009)

The Invisible (2007)

“Threshold” (1 episodio, 2005)

Blade: Trinity (2004)

ZigZag (2002)

the-unborn-3.jpg

CÓMO SE HIZO “LA SEMILLA DEL MAL”

1. El proyecto

  El tema de los gemelos siempre había fascinado y repelido al director David S. Goyer. La idea de LA SEMILLA DEL MAL surgió durante un viaje a Chicago para visitar a su mujer Jessika, que estaba produciendo una película en esa ciudad. “Hacía mucho que el tema de los gemelos rondaba en la mente de David”, explica la productora ejecutiva Jessika Goyer. “Hay muchos misterios sin respuesta en la historia médica de los gemelos, y en cuanto empezó a investigar, se dio cuenta de que podía haber una historia de miedo. Los dos queríamos hacer una película de terror sobre un tema nuevo, basada en sustos que nacieran de nuestras peores pesadillas, en vez de una historia de tortura y sangre. Queríamos emular filmes que daban miedo de verdad, como La semilla del diablo o El exorcista, y estudiamos sus momentos más escalofriantes”. Para David Goyer, lo más interesante de estas dos películas, pertenecientes al género de terror o del thriller sobrenatural, es que también son dramas de una gran intensidad: “Las cosas reales dan miedo de verdad”, dice. “La ambientación de estas dos películas es muy realista y desprenden la intensidad dramática que deseaba para esta producción”. En cuanto al tema, dice: “Los gemelos siempre me han dado miedo. Jessika y yo cenábamos en Chicago cuando surgió el tema, y se nos ocurrió la idea de alguien perseguido por su gemelo nonato. Había oído hablar de casos en los que un gemelo moría en el útero o al nacer. Empecé a preguntarme qué efecto tendría eso en el superviviente”. Con la idea aún muy poco definida, el guionista y director se trasladó a su lugar favorito en Wyoming para empezar a escribir la historia de LA SEMILLA DEL MAL. David Goyer, que también es un conocido autor de cómics, empezó a documentarse acerca de los gemelos, lo que le llevó a leer acerca de los terribles experimentos que los nazis llevaron a cabo con niños durante el Holocausto. Encabezados por el sádico investigador Dr. Josef Mengele, los científicos nazis creían que los niños arios debían tener los ojos de un azul perfecto, por lo que no dudaron en experimentar con niños judíos en los campos de concentración. Para descubrir formas de alterar el color de la pupila, inyectaban tintes letales en los ojos de los niños.

  Al mismo tiempo, el director se documentó sobre el antiguo folclore judío y el espíritu demoníaco llamado “dybbuk”. Descubrió que las almas en pena con el poder de poseer a un vivo forman parte de las creencias populares desde hace muchos siglos. Al hablar del comportamiento de estos espíritus vengativos, con los que no se puede razonar, David Goyer dice: “Son como la mariposa nocturna que se golpea contra el cristal para alcanzar la luz. Intentan meterse dentro de un cuerpo porque no pueden alcanzar el paraíso”.

  El director explica por qué la espiritualidad y los símbolos arcaicos suelen ser parte de las películas de terror: “La religión y las películas de terror parecen ir de la mano porque la religión, sea la que sea, cree en el más allá, en figuras sobrenaturales, almas en pena, fantasmas. No entendíamos ese misterio hace 3.000 años y no lo entendemos ahora, por eso encaja de forma natural en este tipo de historias”.

  La idea gustó a Michael Bay, Andrew Form y Brad Fuller, los fundadores de Platinum Dunes. Después de producir exitosas películas de terror como La matanza de Texas (2004), La morada del miedo y el próximo estreno Friday the 13th, los cineastas buscaban un guión original que encajara con su productora.

  Brad Fuller reconoce que no les apetecía hacer otro remake: “El guión de David nos gustó inmediatamente, estaba mucho mejor escrito que otras cosas que habíamos recibido recientemente. Desde que fundamos Platinum Dunes, Michael, Andrew y yo hablamos de rodar algo sobre religión y exorcismo. Es un tema escalofriante que gusta al público”.

  El productor Andrew Form añade: “No es habitual recibir un guión así y de alguien como David Goyer, que había trabajado en Batman Begins, las películas Blade y El Caballero Oscuro. No íbamos a perder semejante oportunidad, era exactamente lo que buscábamos”.

  Los productores sólo pensaron en David Goyer para dirigir la película. “Estoy de acuerdo en que no todo el que escribe un guión genial puede dirigirlo”, explica Brad Fuller, “pero David ya había dirigido tres películas. Sabía con exactitud dónde estaban los momentos de más miedo. Normalmente, una de las tareas más difíciles es escoger al director, pero en este caso fue la más fácil. Si no la dirigía David, no había película”. Aún quedaba buscar a la joven actriz capaz de encarnar a Casey Beldon, la protagonista perseguida por un espíritu maldito.