Estreno en España: 20 Junio 2008

Puntuación: 6.jpg

the_incredible_hulk_poster.jpg
Sinopsis

El científico Bruce Banner está buscando desesperadamente una cura para la radiación de rayos gamma que han envenenado sus células y que desata una furia desenfrenada dentro de sí mismo: Hulk. Banner ha estado viviendo en la sombra, apartado de la sociedad y de la mujer que ama, la Dra. Elizabeth «Betty» Ross. Subsistiendo como un fugitivo para evitar la obsesiva persecución de la que es objeto por parte de su némesis, el General Thaddeus «Thunderbolt» Ross, él es consciente de que la maquinaria militar que está buscándolo para capturarlo y explotar brutalmente su poder, está siempre sobre sus talones. Mientras los tres forcejean con los secretos que llevaron a la creación de Hulk, se tienen que enfrentar a un nuevo y despiadado adversario, Abominación, un ser monstruoso que posee una fuerza destructiva que supera incluso la de Hulk. Y para derrotar a este villano, el científico debe tomar una decisión crítica: aceptar su pacífica vida como Bruce Banner o encontrar al héroe en la criatura que vive en su interior.

the_incredible_hulk_4.jpg
Crítica de Cine.com
por
Leo Aquiba Senderovsky

Muy contentos no se habían quedado los productores con aquella versión de hace cinco años dirigida por Ang Lee, que despertó más rechazo que adhesiones entre los fanáticos de la furiosa bestia. En aquella oportunidad, Lee se ocupó de adaptar el comic, recurriendo a un montaje que trasladaba la estética de viñetas, y ahondando en un conflicto padre-hijo como eje del relato, con una gran actuación de Nick Nolte. Lo que en este caso hace Leterrier, director de las dos entregas de El transportador, es, sin despegarse demasiado de aquella forma física de Hulk, barre ese conflicto por completo y se ocupa de hacer una superproducción de acción. Aquí el único conflicto interno pasa por un Bruce Banner deseoso de querer quitarse, o al menos poder controlar, al monstruo con el que convive. Si este conflicto atraviesa toda la historia, el fuerte de esta nueva entrega son las logradas secuencias de acción (mención especial merece la persecución por las favelas), la enorme pirotecnia visual, y el binomio héroe-villano, encarnados en esta oportunidad por Edward Norton (mucho mejor que Eric Bana, pero muy lejos de sus mejores papeles) y William Hurt (lo mejor del elenco), mas la siempre estimable participación de Eric Roth. Así como Leterrier se saltea aquellos dilemas psicológicos que planteaba la versión anterior, también evita la estética de viñetas que tan bien le sentaba a aquella, y pese a que ambas cuentan con cameos de Lou Ferrigno, quien interpretó a la bestia en la exitosa versión televisiva, El increíble Hulk hace honor a su título, siendo más una adaptación de aquella serie que del comic predecesor, quizás lo que más la diferencia con la película de Ang Lee. Hulk vuelve a la pantalla con mucha más energía, y Leterrier lo hace regresar sin mayores pretensiones que las de brindar una película de trama reducida a la mínima expresión, plagada de clichés, con buenos efectos digitales, y entretenida, aunque carente por completo de un abordaje inteligente y algo arriesgado en su adaptación. Eso sí, no hay que pasar por alto la intrigante última escena, con la aparición de Tony Stark/Iron Man/Robert Downey Jr. Solo algunos puntos de comparación pueden existir entre Iron Man y esta versión de Hulk, particularmente cierto parecido en el lineamiento característico de algunos personajes. En realidad, Iron Man se beneficiaba por priorizar la figura de Tony Stark, que se veía potenciada por Downey Jr., y en ese aspecto podemos asociarla más con la versión 2003 de Hulk que con esta. Sin embargo, el peso de esta unión de caracteres radica en la cada vez más preponderante inserción en el mercado cinematográfico de Marvel Studios (dos superhéroes importantes y dos tanques lanzados en un mismo año). Un papel que no hay que perder de vista, ya que veremos a Marvel cada vez más seguido en adaptaciones al cine de sus personajes, y si bien no tendrá la misma popularidad que DC y sus personajes, los de Marvel suelen mostrarse más complejos y humanos. Pero esto último está muy lejos de las intenciones básicas de El increíble Hulk.

the_incredible_hulk_1.jpg
Dirección: Louis Leterrier.
País:
USA.
Año: 2008.
Duración: 114 min.
Género: Acción, ciencia-ficción.
Elenco: Edward Norton (Bruce Banner), Liv Tyler (Dra. Elizabeth «Betty» Ross), Tim Roth (Emil Blonsky), Tim Blake Nelson (Samuel Sterns), Ty Burrell (Leonard), William Hurt (general Thaddeus «Thunderbolt» Ross).
Guión: Zak Penn; basado en los personajes creados por Stan Lee y Jack Kirby.
Producción: Avi Arad, Gale Anne Hurd y Kevin Feige.
Música: Craig Armstrong.
Fotografía:
Peter Menzies Jr.
Montaje: John Wright, Rick Shaine y Vincent Tabaillon.
Diseño de producción: Kirk M. Petruccelli.
Vestuario: Denise Cronenberg.
Estreno en USA: 13 Junio 2008.

louis-leterrier.jpg
Biofilmografía de Louis Leterrier

Louis Leterrier (nacido 17 de junio de 1973 en Paris, Francia) es un director de cine de Hollywood conocido por películas como:Transporter y Transporter 2, protagonizadas por Jason Statham y por el thriller protagonizado por Jet Li y Morgan Freeman, Danny the Dog. Es amigo personal de Luc Besson. En julio de 2006, Marvel Studios anunció que Louis Leterrier dirigiría The Incredible Hulk.

Filmografía

* The Incredible Hulk (2008)

* Transporter 2 (2005)

* Danny the Dog (2005)

* Transporter (2002)

the_incredible_hulk_3.jpg
CÓMO SE HIZO «EL INCREÍBLE HULK»

1. El proyecto

  Cuando se decidió hacer una nueva película protagonizada por el famoso hombre verde de Marvel, Universal y Marvel se plantearon el objetivo de poner toda la acción necesaria para hacer realidad las expectativas que el público tenía de uno de los súper héroes más preeminentes de la franquicia. Marvel ha tenido el lujo de contar con los dibujos de incontables historias acerca del universo que sus escritores y dibujantes han imaginado en todos estos años. Desde principio de los años 60, Hulk ha hecho casi todo, desde unirse a «Los Vengadores» (The Avengers) y «Los Defensores» (The Defenders), entablar una batalla con los X-Men, convertirse en uno de los «Cuatro jinetes del Apocalipsis» (Four Horsemen of the Apocalypse), contraer matrimonio, recibir el perdón presidencial hasta encontrarse lanzado a lo profundo del «subespacio» por los «Illuminati» (The Illuminati).

  No hubo período en el que pudiera recuperar sus raíces como héroe para poder darle a sus fervientes seguidores el Hulk que siempre habían deseado, un Hulk que aplastara a los malos y nos salvara a todos. Con este capítulo de EL INCREÍBLE HULK, Marvel se ha propuesto recuperar las historias a las que dieron vida Bill Bixby y Lou Ferrigno a finales de los 70 y principios de los 80 en la serie titulada con el mismo nombre. El estudio sabía que la pelea de Banner, como fugitivo que desesperadamente trata de liberarse de la bestia que vive en su interior es una historia que tiene impacto sobre sus fans. Banner a menudo ha utilizado el poder de la criatura para proteger a los inocentes que se encontraba en su camino de redención, convirtiéndose en un reluctante héroe. Y en su huída de la maquinaria militar que quería explotar sus poderes, Banner fue forzado a aceptar el lado más oscuro de su personalidad… y sacar algo bueno de esa violencia que gobierna esa parte suya. Bixby y Ferrigno enfatizaron esa línea argumental en cada uno de los capítulos y de las temporadas en la que la serie de televisión estuvo en emisión, y esto prueba, por su reiteración, que es el tema central en la historia de Hulk. El presidente de Marvel y a la vez productor ejecutivo de la película, David Maisel cuenta, «Hulk es una de las gemas del universo Marvel, y estamos entusiasmados con la idea de llevarlo a la gran pantalla otra vez. EL INCREÍBLE HULK rinde homenaje a todas aquellas cosas que han hecho de éste un personaje amado por el público a través de casi cinco décadas, volviendo a las raíces de la serie de televisión».

  El productor y presidente de Marvel Studios, Kevin Feige, reconoce que su pasión por el proyecto fue influenciada por el efecto que ejerció en él Hulk cuando era niño, en particular por la dualidad en la que Banner vive. Feige reflexiona, «en el universo Marvel tenemos más de 5.000 personajes. Todos los héroes de Marvel tienen virtudes y defectos. Esta es la dinámica que hacen a estos personajes tan atractivos e interesantes de ver generación tras generación. No son personajes unidimensionales, tienen mucha riqueza y complejidad, y la entrelazada relación entre Bruce Banner y Hulk es una de las más ricas».

  La productora de éxitos Gale Anne Hurd, entre cuyos créditos se encuentran hitos del cine de acción como Aliens, el regreso (Aliens), The Abyss y la trilogía de Terminator, está de acuerdo con la valoración de Feige. «Una de las cosas que siempre me gustaron de Hulk es que, aunque es un héroe, no es realmente un súper héroe en el aspecto en que lo son otros personajes que luchan contra el crimen de Marvel» dice. «Banner no es un personaje que se ponga un disfraz y salve al mundo. De hecho, en general no tiene elección en cuanto a cuándo se transforma en Hulk».

  «Él está en conflicto con su poder, pero también comprende su potencial y es capaz de transformar su maldición en heroicidad», continúa Hurd. «Esta es una de las cosas que hacen a este personaje tan interesante. Hay una parte en todos nosotros que desearía tener la habilidad de dejarse llevar, y dejar que alguien o algo más fuerte que nosotros se haga cargo de las situaciones en las que a veces nos encontramos sin quererlo. Todos tenemos un pequeño Hulk dentro; la película trata de aceptar ese hecho».

  Los ejecutivos y productores de Marvel fueron inflexibles en que la historia que querían contar en EL INCREÍBLE HULK era acerca de la heroicidad de Banner al aprender de su pelea con la criatura interior. Pero, fiel a las raíces del «hombre más extraño de todos los tiempos» que crearan Lee y Kirby, Banner nunca se propuso ser un héroe; ciertamente, este papel ha sido impuesto sobre el brillante investigador que deseaba una vida tranquila de hipótesis complicadas. Stan Lee explica: «Banner buscaba una manera de curarse a sí mismo de ser Hulk. Todo lo que quería era estar en un laboratorio en cualquier sitio y en paz el tiempo suficiente como para trabajar en una cura. Él es un científico, pero nunca tuvo la oportunidad de hacer eso. Siempre sucedía algo que lo impedía». Efectivamente, los malos nunca lo dejaban en paz.

  «La frase clave de esta película es ‘Hulk es un héroe,’ dice Feige. Ya hemos explorado parte del lado oscuro y angustioso de Hulk. Esta vez, se trata de realizar el deseo de aprovechar esa fuerza que hay dentro, algo más fuerte que uno mismo. Pero canalizado de la manera apropiada, si eres la persona adecuada, es una fuerza que puede ser utilizada para el bien. Es una noción universal y una de las razones por la que Hulk es uno de los personajes más populares de todos los tiempos».

  Para realizar este nuevo capítulo de la saga de Bruce Banner y su alter ego de piel verde en la gran pantalla, los productores comenzaron la búsqueda de un director que compartiera su visión para este nuevo recorrido del personaje. La búsqueda terminó inmediatamente después de que conocieran al realizador francés Louis Leterrier, conocido por los filmes de acción trepidante que lanzaron internacionalmente al actor Jason Statham, Transporter y Transporter 2, así como la aclamada película de artes marciales Danny the Dog, protagonizada por Jet Li, Bob Hoskins y Morgan Freeman. Fue evidente desde el primer encuentro con el inagotable Leterrier que él opción acertada para dirigir EL INCREÍBLE HULK.

  «Desde el principio, todos coincidimos en que Louis era la elección más evidente», dice Hurd. «Era obvio por sus películas anteriores de que tenía un gran sentido de la acción y un estilo en la utilización de la cámara, pero cuando lo conocimos, nos dimos cuenta de que compartíamos la pasión por el género. Él de verdad adora a estos personajes».

  «Louis tiene el desenfrenado entusiasmo que quieres que tenga un director para obtener el tono, la diversión, la emoción y la acción heroica que Hulk necesita», asegura Feige. «Él vino con una visión de cómo quería que fuera la película. Sus ideas y el mundo que había creado en el guión gráfico y el diseño conceptual, simplemente nos impresionó. Louis tiene capacidad para visualizar y entiende la importancia de saber combinar un personaje bien desarrollado en una historia con mucha acción y diversión. Donde Hulk va, la acción y el caos le siguen, y Louis entiende completamente el concepto de Hulk».

  El productor Avi Arad, agrega, «Louis entiende realmente la profundidad del personaje de Hulk y también la tradición en la que está envuelto. Y, según él mismo dice, siendo francés las historias de amor se le dan muy bien».

  Leterrier, quien creció en París cuando los comics de Marvel allí no se editaban, dice que su amor por Hulk nace de la serie de televisión de los años 70. «Al ser francés, no he estado expuesto a los libros de comics en mi infancia, básicamente porque solo teníamos comics franceses o belgas», dice. «Pero la serie de televisión fue un gran éxito en Francia y esto es lo que le ha dado forma al intenso recuerdo que tengo de Hulk».

  Como todos los fans, a Leterrier le atrapaba la energía y la acción de la serie, pero fue Bill Bixby y su enfrentamiento con los conflictos y dilemas más profundos que su poder le planteaba lo que impactó en los hogares. El director apunta: «el retrato de Bixby de este personaje era muy emotivo y amable tratando siempre de hacer nuevos amigos y crearse una nueva vida en cada episodio. Cada vez que creaba los pilares para una nueva vida, estos cimientos se desmoronaban en cuanto Hulk aparecía».

  Por la misma razón por la que fue atraído hacia sus películas anteriores, Leterrier admite que ama a los protagonistas que no encajan en un molde preconcebido: «Bruce Banner es el antihéroe. No quiere el poder que tiene, pero sabe que no puede entregarlo, porque si lo entrega podría ser utilizado para hacer el mal. Este es el recorrido del personaje, un camino de aceptación. Todos y cada uno de nosotros poseemos la ira en nuestro interior. Algunos la controlan mejor que otros. Banner entiende que la ira puede ser transformada fácilmente en coraje.

  Como la historia del origen ya había sido contada en la pantalla, Leterrier estaba preparado para entrar en la mitad de la historia de Banner, y no en el punto en que el físico ha sido contaminado y descubre sus poderes. Louis quería utilizar todos los recientes logros tecnológicos para ayudar a contar la historia. El realizador agrega: «Es algo increíble el tener la oportunidad de contar esta historia con toda la tecnología de la que disponemos hoy en día. Hulk tiene una tradición muy rica a la que puedo recurrir. Tenemos una gran historia, tenemos la acción, la emoción y el ritmo que la gente asocia con Hulk. Nuestro Hulk es definitivamente un héroe, y nuestro Hulk, ¡aplasta!»